Forbes Argentina
La suba de la inflación en Estados Unidos genera temores por mayor recesión
Macroeconomía

Estados Unidos registra su mayor inflación en 40 años y hay temor por una recesión global hasta 2024

Jonathan Ponciano

Share

Durante mayo, la Reserva Federal de los Estados Unidos aumentó las tasas de interés para combatir la inflación pero la medida no funcionó y la suba de precios en el país es del 9,1% en el último año. Se especula con más aumentos de las tasas, mayor recesión y un escenario incierto hasta 2024.

13 Julio de 2022 13.12

A medida que la rápida inflación alimenta los crecientes temores de recesión, los nuevos datos mostraron que los precios al consumidor en Estados Unidos aumentaron un 9,1% en los 12 meses (que terminaron en junio). De esta forma, el país alcanzó una cifra que no se veía en los últimos 40 años. Esto es peor de lo esperado después de un aumento sin precedentes en los precios de la gasolina.

Los precios generales en Estados Unidos aumentaron un 1,3% desde mayo, superando el 1,1% que esperaban los economistas y mucho más que el aumento del 1% del mes anterior, según datos publicados por el Departamento de Trabajo el miércoles.

 

La inflación en Estados Unidos es una de las principales preocupaciones en el país
La inflación en Estados Unidos es la más alta de los últimos 40 años

 

Según el comunicado, el salto inesperado marca el mayor aumento de 12 meses desde el período que finalizó en noviembre de 1981. Además, se produce después de que los precios en mayo regresaran inesperadamente a un máximo de 40 años. “El aumento, peor de lo esperado, fue el resultado de subas de precios en todas las categorías, siendo la gasolina, la vivienda y los alimentos los principales contribuyentes”, dijo el gobierno.

El índice de energía aumentó un 7,5% durante el último mes y contribuyó con casi la mitad del aumento general. Esto impulsó el alza del índice de la gasolina, que aumentó un 11,2 %.

La inflación subyacente, que excluye los volátiles precios de los alimentos y la energía, aumentó un 0,7 % frente a una expectativa del 0,5 %; los precios de la vivienda aumentaron al ritmo más rápido en 31 años, mientras que los precios de los alquileres aumentaron a la tasa más alta en más de 35 años.

 

 

Finalmente, las acciones se desplomaron inmediatamente después del informe, con el Dow Jones Industrial Average recortando las ganancias previas al mercado y cotizando a la baja 308 puntos esta mañana.


Qué pasará con las tasas de interés


Con la inflación de mayo, dada a conocer en junio, la Reserva Federal de los Estados Unidos se inclinó por un programa fuerte que combatiera la inflación. En ese momento, el organismo subió las tasas de interés de referencia al 0,75% en lo que fue su jugada más agresiva desde 1994.

Al ver este panorama, los inversores mostraron su preocupación por la capacidad de la Reserva Federal para lograr un "aterrizaje suave" (reducir la inflación sin hundir la economía en una recesión) mientras endurece agresivamente la política monetaria. 

 

Tasas de interés
Estados Unidos sube las tasas de interés para combatir la inflación

 

En esa línea, se esperaban mejores resultados en junio con respecto a la inflación. Sin embargo, los datos muestran que esto no ocurrió y la preocupación cada vez es mayor. Sobre todo porque ya hay rumores sobre un mayor aumento de las tasa de interés de referencia en Estados Unidos, lo que no solo provocaría mayor recesión en ese país sino en el mundo occidental en general. 


 

Antecedentes claves


El aumento de los precios de la energía ha ayudado a impulsar las lecturas de inflación al nivel más alto en décadas durante la pandemia, y las acciones han tenido problemas en los últimos meses mientras los funcionarios de la Reserva Federal trabajan para combatir el aumento revirtiendo las medidas de estímulo de la era pandémica del banco central.

 

 

Después de subir un 27% en 2021, el índice de referencia S&P 500 ha caído un 20% este año. Mientras tanto, los precios del petróleo volvieron a subir a máximos anuales de más de US$120 por barril en junio en medio de preocupaciones sobre el suministro durante la temporada de viajes de verano, que se suman a las provocadas por las sanciones contra Rusia, uno de los principales países productores de petróleo del mundo. Desde entonces, los precios han vuelto a caer por debajo de los 100 dólares por barril este mes, pero los expertos no están tan seguros de cuánto durará el indulto.


 

Qué observar


En una nota a los clientes el domingo por la noche, los economistas de Goldman dijeron que esperan que los precios al consumidor suban más rápidamente durante los próximos meses a medida que los costos del transporte y los seguros médicos continúan aumentando, lo que eleva la inflación subyacente del 5,9% en junio al 6,3% en septiembre. 

 

inflacion
Inflación

 

Algunos expertos creen que el aumento de precios podría durar años. "Es posible que los consumidores tengan que vivir en un mundo donde la inflación sea constantemente más alta que en la década anterior", dijo el economista jefe de LPL Financial, Jeffrey Roach, en una nota este mes. En el comunicado citó preocupaciones de los banqueros centrales como Christine Lagarde de la Unión Europea, quien advirtió que hay "crecientes señales”, incluida la guerra en curso en Ucrania, que sugieren que “los impactos en la oferta que afectan a la economía podrían persistir” más allá de 2024.


 

Consecuencias de la inflación en Estados Unidos


El mercado bursátil se desplomó este miércoles después de que el Departamento de Trabajo informara que la inflación subió inesperadamente a nuevos máximos en junio, lo que se sumó a los temores de recesión ya generalizados, ya que los inversores creen que la Reserva Federal tendrá que ser más agresiva para aumentar las tasas de interés para controlar el aumento de los precios al consumidor.

Los mercados abrieron a la baja: el Dow Jones Industrial Average cayó un 1,1%, más de 300 puntos, mientras que el S&P 500 perdió un 1% y el Nasdaq Composite de tecnología pesada un 1%.

Los precios al consumidor aumentaron un 9,1% en los 12 meses que terminaron en junio, superando el aumento del 8,8 % que pronosticaban los expertos, ya que la inflación ahora se ubica en un nuevo máximo en 40 años, significativamente superior al 8,6 % registrado en mayo.

 

 

El IPC subyacente, que excluye los precios volátiles de los alimentos y la energía, llegó al 5,9 %, por encima del 5,2 % del mes anterior y por encima del 5,7 % que esperaban los analistas de Wall Street.

Los expertos especulan que los últimos datos de inflación fortalecerán la determinación de la Reserva Federal de continuar aumentando agresivamente las tasas de interés: la mayoría de los operadores ahora esperan que el banco central aumente las tasas en su próxima reunión de este mes en al menos 75 puntos básicos, según datos de CME Group. 

Las tasas de los bonos del gobierno aumentaron luego de los datos de inflación y la curva de rendimiento se invirtió aún más, con el rendimiento del Tesoro a dos años saltando al 3,16 % el miércoles, más alto que la tasa a diez años que se encuentra en poco más del 3%.

Los inversionistas también continuaron monitoreando las ganancias corporativas, y algunos analistas predijeron una desaceleración en medio de los temores de una recesión, ya que las acciones de Delta Air Lines cayeron más del 7% luego de informar ganancias sólidas pero un gran aumento en los costos.


*Nota con información de Forbes EE.UU.

loading next article