Forbes Argentina
Money

¿Cuánto quieren ganar los argentinos? Expectativas versus realidad

Forbes Digital

Share

Un informe realizado por Bumeran demuestra que 2020 concluyó con el mayor incremento anual en los salarios desde el inicio de la serie en 2016. De todos modos, los valores del crecimiento continúan por debajo de la inflación.

22 Enero de 2021 10.00

¿Cuánto quieren ganar los argentinos? Por supuesto, cuando se trata de salarios, cuanto más mejor. Sin embargo, el mercado mismo es el que termina poniendo las condiciones y fijando los límites de un sueldo que se ajusta al cargo y la industria en cuestión.

La relación sueldos-inflación históricamente fue en Argentina una batalla perdida. El 2020, como no podía ser de otra forma, no fue la excepción: los salarios pretendidos acumularon un incremento del 33%, inferior a los números de ajuste e inflación, que fue del 36%, arrojó un informe elaborado por Bumeran. En un año de pandemia, con un mercado resentido, los argentinos aceptaron un incremento salarial por debajo del índice inflacionario.

Durante diciembre el salario medio fue de 69.807 pesos, cifra que demuestra un incremento del 3,5% mensual. 

Remuneración según seniority

El salario requerido para los puestos Junior se ubicó en $ 46.931 y acumuló un aumento del 7% en el trimestre y del 34% en doce meses. Por otra parte, los aspirantes a puestos senior/semi senior solicitaron un salario de $ 68.644. Este perfil registró un incremento del 6,5% en el último trimestre y del 33% en el 2020. Por su parte, el salario pretendido por aquellos aspirantes a cubrir puestos de jefe/ supervisor fue de $ 108.934, con un incremento del 7,7% trimestral y del 32% anual.

En términos de brecha de género, el año pasado no logró cumplir con las expectativas tampoco. La desigualdad en términos remunerativos se mostró con una diferencia mayor a favor de los hombres. El sueldo medio requerido por ellos fue de $ 71.639 por mes, mientras que el solicitado por las mujeres fue de $ 62.077.

A partir del estudio realizado, es posible determinar entonces que la brecha salarial promedio entre géneros se ubicó un 15% a favor de los trabajadores masculinos. Por su parte, el salario medio requerido por las mujeres incrementó un 32%, mientras que el solicitado por los hombres demostró un crecimiento del 34%.

La brecha salarial promedio entre géneros se ubicó un 15% a favor de los trabajadores masculinos.

En lo que respecta a las posiciones junior, en el último año los hombres solicitaron un salario 4% superior a las mujeres y en las posiciones de senior/ semi senior y jefe/ supervisor el diferencial fue del 17%. 

Postulaciones a empleos

El estudio efectuado por Bumeran devela que el volumen de postulantes activos y postulaciones registraron una suba sustancial respecto a los niveles mínimos de mayo. A pesar de ello, el número no logró alcanzar los niveles pre-pandemia. 

La conducta del promedio general de aspirantes por género en el último año se encuentra en equilibrio, un 50% son mujeres y el 50% restante son hombres. En relación a ello, las postulaciones de las mujeres disminuyeron en el último año conforme aumentó el nivel de seniority a cubrir: en los puestos de jefe representan sólo el 30% de las postulaciones. En cambio, en los puestos junior, el 55% de las postulaciones fueron efectuadas por mujeres. Por último, en los puestos senior no hay diferencia entre estos perfiles.

loading next article