Forbes Argentina
Oficinas.
Innovacion

Sensores de escritorio y paredes móviles: conozca a las empresas que facilitan el regreso al trabajo

Kristin Stoller

Share

Hoy en día los empleadores pueden rastrear en tiempo real quién en está en la oficina, qué áreas están en uso y si se alcanzó la capacidad de ocupación máxima o no. Soluciones clave en la época de la "nueva normalidad".

04 Marzo de 2021 15.00

Después de conocer los métodos limitados para recopilar datos sobre las interacciones y los movimientos de las personas en edificios como oficinas, Dan Ryan y Kelby Green lanzaron VergeSenseen 2017. Sus sensores con tecnología de inteligencia artificial rastrean a los empleados en el trabajo, lo que permite a los empleadores, incluidos Shell y Cisco, ver en tiempo real quién está en una oficina, qué áreas están en uso y si se alcanzó la capacidad de ocupación.

Inicialmente, crearon la tecnología para ayudar a las empresas a tomar decisiones inmobiliarias más inteligentes, basadas en datos. Hoy, los datos se transformaron en algo esencial a medida que los empleados regresan con cautela a sus oficinas, dice Ryan.

“Muchas empresas ahora están cambiando por completo la forma en que piensan sobre la estrategia de su lugar de trabajo físico”, dice. "La oficina debe volverse mucho más adaptable y flexible".

Con US$ 22 millones en fondos de inversionistas, incluidos Tola Capital y Allegion Ventures, VergeSense, con sede en San Francisco, rastrea más de 40 millones de pies cuadrados de espacio para oficinas. Actualmente, dice Ryan, muchos de sus clientes están planificando sus retornos e invirtiendo en tecnología para facilitar la transición.

Oficinas compartidas en Vicente López, provincia de Buenos Aires | Prensa  Real Estate

Por ejemplo, dice, algunas empresas están considerando eliminar los escritorios asignados, adoptando en su lugar sistemas de escritorio compartido, donde varios empleados utilizan una única estación de trabajo física de forma rotatoria. Además, los empleados cuyas empresas utilizan VergeSense pueden utilizar su plataforma para reservar escritorios y salas de conferencias disponibles.

“El sensor puede interpretar el entorno físico de la misma manera que lo haría un humano”, dice Ryan. “Y puede detectar si hay cosas en un escritorio o dentro de una sala de conferencias, como una chaqueta, mochila, bolso, etc., y luego enviar esos datos a nuestra plataforma para que las personas tengan una descripción mucho más precisa de si el espacio está ocupado o no".

Esto no solo puede promover el distanciamiento social, sino que también puede ayudar con el saneamiento, dice. Las oficinas generalmente se limpian piso por piso, de acuerdo con un cronograma. Con los datos de VergeSense, los trabajadores de mantenimiento de las instalaciones pueden identificar los espacios de alto uso para la limpieza.

¿Herramientas como VergeSense harán que los empleados tengan miedo de ser rastreados? Amy C. Edmondson, profesora de liderazgo y gestión en Harvard Business School, dice que depende de qué tan bien las empresas comuniquen el propósito de la herramienta a los empleados. “Si la gente ve la herramienta de alguna manera como una amenaza o que se los está controlando, estarán menos entusiasmados”, dice ella. "Si lo ven como algo tranquilizador y les ayuda a estar seguros de que el espacio es físicamente seguro, lo agradecerán".

Mercado Libre inauguró oficinas en su centro de desarrollo en Mendoza

Ryan dice que VergeSense fue diseñado teniendo en cuenta la privacidad, ya que proporciona a las empresas un conjunto de datos anónimos. Su sensor procesa imágenes de resolución ultrabaja, por lo que es imposible que sus sensores capturen información de identificación personal, según la compañía.

En Calgary, Canadá, la empresa de interiores modulares DIRTTtambién está ayudando a las organizaciones a navegar el regreso a las oficinas. Sus paredes y puertas se pueden crear en cuestión de semanas y se pueden mover y reconfigurar fácilmente en función de las necesidades cambiantes de las empresas. El CEO, Kevin O'Meara, dice que sus clientes ya están utilizando estas soluciones para preparar sus oficinas para el lugar de trabajo posterior a una pandemia.

Antes de la crisis de salud, por ejemplo, la mayoría de los empleados realizaban trabajos individuales en plantas abiertas y trabajos en equipo en salas de conferencias. Ahora, indica, los empleadores quieren transformar las áreas cerradas en oficinas individuales y las abiertas en espacios de colaboración, para fomentar el distanciamiento social.   

¿Seguirán siendo necesarias estas soluciones cuando ya sea seguro volver a la oficina? O'Meara cree que sí. “[Una] parte es la psicología de todos. Las autoridades de salud pública pueden jurar que es perfectamente seguro volver a la oficina como estaba. Pero la gente tiene recuerdos y estará muy, muy nerviosa”, asegura. 

Incluso cuando las empresas invierten en tecnología para regresar a sus oficinas físicas, Steve Koenig, analista senior de SMBC Nikko Securities America, predice que aumentará el gasto en innovaciones que harán posibles los modelos de trabajo híbridos. Señala el software de flujo de trabajo ServiceNow y la plataforma de gestión de relaciones con el cliente Pegasystems, como ejemplos de empresas que podrían convertirse en lugares tan comunes en el futuro del trabajo como Zoom, Slack y Microsoft Teams el año pasado.

Nota publicada en Forbes US.