Forbes Argentina
Innovacion

Lo bueno, lo malo y lo frustrante de un CES 2021 totalmente digital

Tim Bajarin

Share

El evento en persona puede ser un poco más pequeño y más enfocado, pero la visión de uno híbrido podría convertirse en la forma en que la mayoría de las ferias comerciales continúan en el futuro.

18 Enero de 2021 17.00

Ahora que CES 2021 está detrás de nosotros, quería compartir mis pensamientos sobre los éxitos y las frustraciones que, al menos para mí, impactaron en mi 46a experiencia de Winter CES. Por primera vez en toda mi asistencia a los espectáculos de invierno de CES, pude escuchar la mayoría de las principales conferencias magistrales. Esto es casi imposible en un CES en vivo debido a los conflictos de reuniones y las ubicaciones que se extienden a múltiples lugares a los que es difícil llegar rápidamente.

También pude asistir a muchas de las sesiones temáticas, que en la mayoría de los casos tenían un contenido excelente y oradores muy competentes. Si hubiera podido asistir incluso a tres de estas sesiones en años anteriores, ya habría sido fuera de lo común. Todas las conferencias magistrales y sesiones a las que asistí se desarrollaron sin problemas.

Durante la mayor parte de los cuatro días que asistí al programa, que incluyeron las conferencias de prensa del lunes, me senté frente a un monitor de 49 pulgadas en mi estudio con hasta cuatro pantallas abiertas a la vez para intentar navegar el programa de manera efectiva.

Muchas ponencias se superpusieron en sesiones que me interesaban, por lo que a menudo me debatía a cuáles asistir en vivo. La buena noticia es que se grabaron todas las notas clave y pude volver atrás y ver cosas de interés, incluso si había participado en ellas en tiempo real.

Esto hizo que el espectáculo All-Digital CES 2021 fuera una experiencia relativamente buena para mí, ya que no hubo viajes para este espectáculo ni me codeé con más de 150.000 asistentes como lo haría para un evento en vivo. Tengo una oficina en casa con heladera, microondas y cafetera Keurig, así que estaba bien preparado para sentarme y examinar al menos seis horas de contenido cada día para aprovechar al máximo este programa y mantenerme actualizado.

La parte frustrante de la feria fue la misma que si asistiera a una feria comercial en persona. Había mucho que ver y mucho que probar y consumir durante el espectáculo.

En este formato totalmente digital, encontré colecciones desiguales de información de productos. Algunos proveedores ofrecieron excelentes videos y comunicados de prensa, mientras que otros solo tenían una foto y descripciones menores de lo que estaban ofreciendo.

Como señalaron algunos, este formato coloca a las pequeñas empresas en una verdadera desventaja. Este formato digital silenció en su mayoría a estas empresas más pequeñas.

A pesar de que el sitio de CES ofrecía muchos filtros para facilitar la búsqueda de categorías de productos que podrían interesarle, en general terminé con una lista de empresas con descripciones menores o fotos de lo que ofrecían.

Lo que realmente falta en un espectáculo virtual es recorrer los pasillos y descubrir nuevos productos y tecnologías en persona. Y en mi caso, como analista que tiene el lujo de firmar acuerdos de no divulgación, puedo ver productos en privado que están en proceso y que podrían aparecer más adelante en el año o mostrarse en el CES del próximo año.

Estas discusiones detrás de escena ayudan a mejorar significativamente mi capacidad para comprender las hojas de ruta de las empresas y cómo eso podría afectar el mercado de tecnología de consumo durante los próximos 12 meses.

Si bien todavía me quejaré de los hoteles con precios excesivos, las multitudes y los viajes relacionados con CES, el lugar de este programa en nuestra industria jugará un papel esencial en el futuro. El programa en persona puede ser un poco más pequeño y más enfocado, pero la visión de un programa híbrido podría convertirse en la forma en que la mayoría de las ferias comerciales continúan en el futuro.

Nota publicada en Forbes US.

loading next article