Forbes Argentina
-
Negocios

Cómo las Crocs se convirtieron en el calzado de la pandemia

Deniz Çam

Share

Una jugada inteligente fue aprovechar al máximo a las celebridades que tienen devoción por la marca. En 2020, Crocs realizó colaboraciones con Justin Bieber, Bud Bunny y con el rapero Post Malone.

10 Diciembre de 2020 08.21

Este verano, la conocida cadena Kentucky Fried Chicken (KFC)hizo una colaboración de moda con Crocs y fue un claro ejemplo de éxito: sus calzados con diseño de pollo frito se terminaron en 90 minutos.

Las sandalias fueron anunciadas desde la cuenta de Instagram de Crocs como la nueva edición limitada de KFC x Crocs Classic Clogs. La increíble idea de combinar la compañía de pollo frito con las sandalias edición limitada se puso a la venta y fue estrenada el martes 28 de julio con un precio de US$ 60 cada par. De cada venta se donarán US$ 3 para apoyar al fondo de becas para trabajadores de la Fundación KFC, al programa REACH Educational Grant Program.

Los clientes de dedos rápidos que pudieron comprar un par los vendieron en eBay por US$ 250, una prima de US$ 190 sobre el precio original. 

La marca aprovechó astutamente a muchos de sus fanáticos famosos este año. Por ejemplo, en 2020 realizaron colaboraciones con Justin Bieber, Bad Bunny y el rapero Post Malone.

Bad Bunny x Crocs
White Rabbit: Bad Bunny muestra su colaboración con Crocs 2020, completa con Jibbitz personalizado.CROCS
 

Para el mundo, el 2020 fue realmente para el olvido. Incluso también lo fue para la marca al comienzo de la pandemia, cuando se vio obligada a cerrar muchas de sus tiendas minoristas. Pero, en cuanto a ventas, los meses posteriores fueron excelentes. Es más, afirman desde la empresa que será difícil volver a repetir un año como este.

En consecuencia de los buenos resultados, el precio de las acciones de Crocs se cuadriplicó desde el 18 de marzo. La marca reportó un récord de US$ 362 millones en ingresos durante el tercer trimestre y espera reportar al menos un 20% de crecimiento en las ventas del último trimestre del año, que finaliza en diciembre.

El CEO, Andrew Rees, le atribuye el éxito al enfoque defensivo y ofensivo que aplicó la compañía en este 2020. La estrategia “conservadora”, si se quiere, implicó cancelar la producción entrante y diversificar la cadena de suministro. Cuenta que la tarea fue más fácil de decir que de hacer.

Justin Bieber Crocs
Genial para la piscina: Justin Bieber en sus Crocs de marca compartida.CROCS
 

Pero, como decíamos, el libro de jugadas de Crocs no se centró completamente en jugar a la defensiva. A fines de abril, la gran mayoría de sus tiendas en China reabrieron. Ese mismo mes, Crocs transmitió en vivo un evento en Tmall de Alibaba con la acriz china Yang Mi, donde compartió consejos y trucos sobre cómo combinar el calzado con diferentes atuendos.

En junio, además, presentó un nuevo concepto de tienda en Shangai que permite a los clientes personalizar sus Crocs en el local. La empresa le dijo a los inversores en octubre que su alcance y participación en China había aumentado un 50%, mes a mes, en junio.

Otra estrategia importante fue comercializar las Crocs como las zapatillas ideales para los trabajadores sanitarios de primera línea, porque son fáciles de limpiar y económicas para reemplazar. 

La pandemia también aceleró la incursión de las marcas de moda en el deporte atlético, lo que provocó que las marcas se centren en los consumidores que ahora tienen más probabilidades de valorar la comodidad que hacer una declaración de moda. En un momento en el que la gente hace Zoom en pantalones y zapatillas en lugar de trajes y zapatos, Crocs apuesta por “su función” más que por “su forma”

Así y todo, la marca aún encontró una manera de hacer que sus calzados fueran de moda y personalizables, gracias a su arsenal de amuletos adicionales, conocidos como Jibbitz.

Balenciaga x Crocs

Leé la nota completa en inglés acá

Artículo de Forbes US.

loading next article