Forbes Argentina
Innovacion

Cómo funciona la primera píldora que demostró ser efectiva contra el Covid-19

Robert Hart

Share

Una pastilla dos veces al día durante cinco días podría reducir a la mitad la chance de hospitalización o muerte en grupos de alto riesgo.

01 Octubre de 2021 11.02

Merck aseguró hoy que pediría a los reguladores estadounidenses una autorización de emergencia de una píldora antiviral para tratar el Covid-19, el primer tratamiento de este tipo que, según la compañía, podría reducir a la mitad la chance de hospitalización o muerte en grupos de alto riesgo y proporcionar una herramienta muy necesaria para tratar a pacientes fuera del ámbito hospitalario. 

El molnupiravir, el antiviral que Merck está desarrollando con Ridgeback Therapeutics, con sede en Miami, redujo a la mitad los riesgos de hospitalización o muerte cuando se administró a pacientes recientemente diagnosticados con riesgo de enfermedad grave, según los resultados provisionales de un ensayo clínico en etapa tardía.

Merck dijo que está deteniendo el estudio y, basándose en estos hallazgos, buscará la autorización de uso de emergencia de la Administración de Drogas y Alimentos de EE. UU. "Lo antes posible", aseguran desde la compañía. 

La farmacéutica precisó que un grupo independiente de expertos que monitoreaban el ensayo recomendó que se detuviera en base a los sólidos resultados, una medida respaldada por la FDA

Si se aprueba, molnupiravir se convertirá en la primera píldora antiviral para tratar Covid-19 en el mercado.

Un antiviral oral podría cambiar las reglas del juego en la lucha contra el Covid-19. Si bien existen numerosas vacunas seguras y efectivas para prevenir la enfermedad, existen pocos medicamentos para tratar a quienes ya la han contraído.

Merck anunció que su píldora contra el Covid redujo en un 50% las muertes y  hospitalizaciones - LA NACION

Los tratamientos que hay disponibles tienden a apuntar a la respuesta del cuerpo a la infección, no al virus en sí. Aquellos que realmente se dirigen al virus, como los tratamientos con anticuerpos monoclonales hechos por personas como Eli Lilly y Regeneron, son costosos y, en la mayoría de los casos debe administrarse por vía intravenosa en entornos hospitalarios.

Los suministros cortos a menudo se reservan para aquellos que tienen más probabilidades de necesitarlos y la Organización Mundial de la Salud solo recomienda el tratamiento de Regeneron para pacientes con enfermedades graves que no han desarrollado una respuesta inmunitaria propia o pacientes en riesgo de desarrollar una enfermedad grave.

Una terapia oral como la de Merck, una pastilla dos veces al día durante cinco días, podría ayudar a eliminar muchas de las barreras al tratamiento, ayudar a reducir la carga de los hospitales y salvar vidas. 

Hay varios otros antivirales orales en desarrollo para su uso contra Covid-19. Pfizer está probando uno para tratar o prevenir el Covid-19, al igual que el gigante farmacéutico suizo Roche, junto con Atea Pharmaceuticals, con sede en Boston.  

*Con información de Forbes US.

loading next article