Forbes Argentina
summit ceo 2024- 7mo panel- el desafio de gestionar equipos candela arias-(carre
Summit

El desafío de gestionar equipos: por qué el salario no es la primera variable para retener talento

Martina P. Veneziani

Share

En el panel "Estrategias para navegar en tiempos de cambio", Andrea Ávila (Randstad), Candela Arias (Carrefour) y Pablo Carretino (Interbanking) debatieron sobre las mejores práctics para fomentar un entorno de trabajo que promueva el desarrollo continuo de habilidades.

12 Junio de 2024 08.00

“La incorporación de diversas generaciones es algo que no podés parar, necesitás que suceda, entonces tenés que tender puentes y construir. Abrazar toda esa diversidad para construir un equipo que lleve adelante el negocio y los valores de la compañía”. La que habla es Andrea Ávila, CEO de Randstad para Argentina, Chile y Uruguay, que participó de la quinta edición del Forbes CEO Summit.

En el panel "El desafío de gestionar equipos", Ávila, junto a Candela Arias, co-directora ejecutiva de Carrefour Argentina, y Pablo Carretino, CEO de Interbanking, compartió no solo sus éxitos, sino también las lecciones aprendidas en el camino, y las mejores prácticas para fomentar un entorno de trabajo que promueva el desarrollo continuo de habilidades, permitiendo a sus equipos estar siempre un paso adelante.

Arias habló sobre los desafíos de atraer y retener talento en una empresa con 17.000 colaboradores y más de 600 sucursales a lo largo del país: “El gran logro es que cada uno de los colaboradores te elija todos los días para trabajar”. Subrayó la importancia de ofrecer desafíos constantes que mantengan a los empleados comprometidos y motivados: "Nuestra cultura es la fusión de muchas culturas de empresas que hemos adquirido que le dan diversidad y dinamismo a Carrefour Argentina”.

summit ceo 2024- 7mo panel- el desafio de gestionar equipos candela arias-(carrefour argentina)-andrea avila-(randstad)-pablo carretino (interbanking)
De izq. a der.: Virginia Porcella (Forbes), Candela Arias (Carrefour), Andrea Ávila (Randstad) y Pablo Carretino (Interbanking).

En ese sentido, enfatizó la importancia de la comunicación clara y la coherencia entre lo que se pide y lo que se hace dentro de la empresa, porque "la compañía las hacemos todos". Todos los empleados, independientemente de su posición, deben sentirse protagonistas del cambio: “La cercanía y la capacidad de tomar decisiones en momentos cambiantes son cruciales, especialmente en los mandos medios”.

Por su parte, Ávila destacó los retos de liderar en un contexto de alta incertidumbre y rápida evolución tecnológica, y destacó la autenticidad y la transparencia como valores esenciales. "Tenemos que estar dispuestos a desaprender lo que conocíamos para aprender nuevas formas de hacer y liderar, además de gestionar equipos multigeneracionales y diversos, así como de mantener a los empleados alineados con la visión y el propósito de la compañía. Aquello que no vivís en tu piel, no lo vas a poder transmitir a los demás”. Ávila también abordó la importancia de las competencias blandas, como la empatía y la comunicación, especialmente en un entorno donde el trabajo a distancia es común. "El ambiente de trabajo agradable y el propósito compartido se han vuelto más importantes que el salario”, reveló.

Carretino aclaró que, en una compañía donde el 80% de los recursos son digitales, existe la necesidad de adaptar rápidamente las estrategias a un entorno que “cambia cada tres meses en la Argentina”. También explicó, con respectos a sus colaboradores, que "el tiempo que nos vas a prestar en la compañía tiene que ser valioso para vos también. Por eso ofrecemos lo que llamamos una 'experiencia wow' que haga que los empleados quieran quedarse en la empresa”.

Carretino también resaltó los desafíos de gestionar una fuerza laboral multigeneracional. "Tenés que generar una nueva cultura mezclando todas estas experiencias; la de los empleados veteranos con la energía y la creatividad de los más jóvenes. Es imposible decirle a alguien de 25 años 'hacé lo que yo te digo y callate'", reflexionó, sugiriendo que el liderazgo debe ser más colaborativo y adaptativo.

Los tres líderes coincidieron en la comunicación efectiva y la creación de un sentido de pertenencia entre los empleados como lo más importante. "Trabajar en equipos diversos no surge naturalmente, hay que tender puentes y construir esa diversidad", comentó Ávila. 

En un mundo empresarial en constante cambio, las empresas deben ser dinámicas y adaptarse continuamente para mantener la relevancia y el compromiso de sus empleados. “El sentido de pertenencia, eso de tener la camiseta puesta”, describió Arias. Porque, en definitiva, de las charlas con los colaboradores motivados “surgen las mejores ideas”. 

“Nos aseguramos de que los colaboradores se sientan tranquilos y confíen en que haremos lo necesario para cuidarlos, no solo en términos de sus puestos de trabajo, sino también en asegurar una buena experiencia laboral y oportunidades de desarrollo”, concluyó.

loading next article
10