Forbes Argentina
Innovacion

Pfizer avanza con su píldora para tratar el COVID que podría estar lista para fin de año

Tommy Beer

Share

Así lo adelantó el CEO de la compañía, Albert Bourla, durante una entrevista. En qué estado se encuentra la nueva esperanza de la farmacéutica norteamericana.

28 Abril de 2021 09.35

Una píldora que se puede ingerir por vía oral en el hogar para combatir el COVID-19 cuando se detecta la enfermedad por primera vez podría estar disponible para el público a fines de 2021, dijo el director ejecutivo de Pfizer, Albert Bourla y señaló que se espera que el tratamiento antiviral sea efectivo contra variantes del virus.

Cuando se le preguntó sobre una historia publicada el lunes en el Telegraph, que informó que se están llevando a cabo ensayos en los EE.UU. y Bélgica con voluntarios adultos que toman píldoras diseñadas para proporcionar una "cura" para el COVID-19, Bourla reconoció que "es correcto" decir que Pfizer está “trabajando” en tales terapias. 

Bourla explicó que la empresa está probando dos antivirales: uno que se inyecta por vía intravenosa y otro que se administra por vía oral. Además, señaló que Pfizer se está enfocando en la opción oral porque "brinda varias ventajas", y el principal beneficio es evitar un viaje al hospital u otro proveedor de atención médica para recibir el tratamiento.

Ser capaz de tomar un tratamiento antiviral oral para el SARS-CoV-2 en casa sería un "cambio de juego", según Bourla. Cuando se le preguntó cuál creía que era un plazo razonable para que la píldora estuviera disponible, Bourla respondió: “Si todo va bien. . . espero que para fin de año ”.  Paralelamente, agregó que la compañía planeaba proporcionar una actualización detallada durante el verano.

Pfizer anunció a fines del mes pasado que habían comenzado los ensayos clínicos de fase 1 del medicamento, llamado PF-07321332. Su eficacia se debe a los inhibidores de la proteasa del fármaco que se unen a las enzimas virales, impidiendo que los virus se repliquen en la célula.

"Hacer frente a la pandemia de COVID-19 requiere tanto la prevención a través de la vacuna como el tratamiento dirigido a quienes contraen el virus", dijo Mikael Dolsten, director científico de Pfizer, en un comunicado de prensa. "Dada la forma en que el SARS-CoV-2 está mutando y el impacto global, es fundamental tener acceso a opciones terapéuticas tanto ahora como más allá de la pandemia". Según Pfizer, los inhibidores de la proteasa demostraron ser eficaces para combatir otros patógenos virales como el VIH y la hepatitis C. 

Bourla también afirmó que es imperativo que las naciones empobrecidas obtengan un mayor acceso a las vacunas. "En una pandemia, estás tan protegido como tu vecino", dijo Bourla. "Así que, dejando de lado las cuestiones morales, si no seremos capaces de ofrecer soluciones" para los países que enfrentan brotes mortales, como India y África, esas naciones "se convertirá en el grupo donde el virus se replicará y generará variantes".

Pfizer producirá al menos 2.500 millones de dosis de su vacuna este año, lo que equivale a 3.000 millones de dosis sobre una base anualizada.

 

Con información de Forbes US.