Forbes Argentina
Dengue.
Innovacion
Share

Es desarrollada por la farmacéutica japonesa Takeda y obtuvo resultados positivos en los estudios de la Fase III, donde participaron más de 20.000 niños y adolescentes sanos, de 4 a 16 años, en 26 centros de investigación de 8 países endémicos de América Latina y Asia.

18 Octubre de 2021 13.26

Según la Organización Mundial de la Salud, el dengue grave es una de las principales causas de enfermedad severa y muerte en varios países de Asia y América Latina. Si bien el gran porcentaje de las infecciones por el virus solo provoca un cuadro leve, también puede ocasionar una enfermedad aguda similar a la gripe y, ocasionalmente, evolucionar hacia complicaciones que pueden ser mortales.

En las últimas décadas ha aumentado enormemente la incidencia del dengue en el mundo: alrededor de la mitad de la población global corre el riesgo de contraer la enfermedad. No obstante, si bien se estima que cada año hay entre 100 y 400 millones de infecciones, por lo general más del 80% de estas son leves y asintomáticas.

Respecto a los tratamientos para el dengue, la farmacéutica japonesa Takeda viene trabajando hace un tiempo en una vacuna que obtuvo muy buenos resultados en los estudios de la Fase III, evitando el 83,6% de las hospitalizaciones y el 62% de la enfermedad en general, independientemente de la exposición previa del individuo al virus. Además, no se identificaron riesgos de seguridad.

No nos olvidemos del dengue

Los resultados fueron presentados en el Congreso de la Sociedad Latinoamericana de Infectología Pediátrica (SLIPE 2021) que se está llevando a cabo en Buenos Aires y fueron publicadas recientemente en la prestigiosa revista científica Clinical Infectious Diseases (CID). Fue llevado adelante durante 36 meses en más de 20.000 niños y adolescentes sanos de 4 a 16 años en 26 centros de investigación de 8 países endémicos de América Latina (Brasil, Colombia, Panamá, República Dominicana y Nicaragua) y Asia (Filipinas, Tailandia y Sri Lanka),  y muestra que la protección perdura por lo menos hasta los 3 años posteriores a la vacunación.

Fernando Lakkumar, investigador principal del ensayo, señaló que los "resultados del análisis a largo plazo de la candidata a vacuna contra el dengue de Takeda sugieren que podría ayudar a prevenir brotes, reducir las tasas de hospitalización y proteger a las personas contra el dengue independientemente de su exposición previa. Es importante destacar que no se identificaron riesgos importantes para la seguridad”.

La vacuna contra el dengue pasó con éxito la fase III - Notas

Esta candidata a vacuna (TAK-003) de Takeda Pharmaceutical Company Limited fue cursada para su aprobación ante la Agencia Europea de Medicamentos (EMA, por su sigla en inglés) y la local Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica (ANMAT). Se estima que estará sujeta a la validación por parte de la estadounidense FDA (Food and Drug Administration) a fin de año.

En diálogo con Forbes Argentina, el infectólogo y docente universitario Hugo Luis Pizzi, quien además asesora a la provincia de Córdoba y el Gobierno Nacional, señaló que esta vacuna "está hecha en base al serotipo dos, y sobre el serotipo 2 se le hicieron todas las modificaciones genéticas como para que exista una cobertura de los cuatro serotipos. 

"De ahí que siempre demoró tanto la vacuna contra el dengue. Porque no es únicamente un solo elemento con el que hay que inmunizar, sino que son cuatro elementos que es como el mismo virus pero con cuatro antifaces diferentes", indicó.

Por su parte, el médico pediatra y expresidente del Garrahan, Carlos Kambourian, le reconoció a Forbes Argentina que "la vacunación es un avance súper importante y es algo que la comunidad médica lo está esperando hace mucho tiempo, ya que el dengue provoca mucha enfermedad e internación. El dengue tradicional es una enfermedad muy incapacitante, con mucho dolor corporal, ausentismo laboral y consulta médica. Por eso estamos esperando esta vacuna".

Investigan al ex presidente del Garrahan por gastos “irregulares” - Parque  Patricios

"Esta es una vacuna bastante provisoria y también protege mucho contra el dengue hemorrágico, que es el cuadro clínico más grave que produce esta patología", añadió Pizzi.

Qué otra vacuna hay en el mercado

Otra vacuna que se aplica desde el año 2015 en distintos países es la francesa, llamada Dengvaxia. Esta vacuna, contó Pizzi, fue muy exitosa para aquellas personas que ya tuvieron la enfermedad y corrían el riesgo de ser "picados" nuevamente e inoculados por otro serotipo. No obstante, ocurrió que un porcentaje alto de personas que recibieron esta vacuna y aún no habían padecido la enfermedad desarrollaron algún tipo de reacción adversa. "Por este motivo es que se utiliza en personas que hayan sufrido el dengue. Se usó en Tailandia, México, El Salvador, en Filipinas. En muchos países", agregó.

En la mayoría de los países, la Dengvaxia solo está indicada en personas de 9 a 45 años. El laboratorio tardó más de 20 años en desarrollar la vacuna pero, así y todo, no es una inmunización completamente segura y de aplicación masiva.

Aseguran que en poco tiempo la ANMAT podría aprobar la vacuna francesa  contra el dengue

Dengue en la Argentina

El dengue fue erradicado de Argentina a mediados del siglo pasado gracias a exitosos programas de control del mosquito Aedes aegypti (vector de trasmisión de la enfermedad). Sin embargo, en 1997 se reportó nuevamente la primera transmisión autóctona y, a partir de allí, aparecieron sucesivos brotes en los meses más cálidos y siempre estuvieron estrechamente relacionados con situaciones similares en los países vecinos.

Antes de 2009, la transmisión del dengue en la Argentina se limitaba a las provincias del norte con climas subtropicales, pero, en los últimos años, se ha detectado en varias provincias centrales con climas templados, como Córdoba, Buenos Aires y Santa Fe, donde la presencia de los mosquitos de hábitos domiciliarios es frecuente en zonas urbanas.

"Sin una buena tarea territorial de descacharreo, el dengue en Argentina va a avanzar de una manera brutal esta próxima temporada", Carlos Kambourian.

Kambourian señaló que "la campaña territorial de descacharreo es algo que a la Argentina le cuesta y es una tarea pendiente hace muchos años para que el dengue no aparezca en brotes importantes. Sin una buena tarea territorial de descacharreo el dengue en Argentina va a avanzar de una manera brutal esta próxima temporada",

"Durante los meses de octubre y noviembre ya hay que empezar con las fuertes campañas territoriales: desde el barrio, desde la casa, desde el vecino, desde las organizaciones, las instituciones. El avance de la pobreza en la Argentina hizo que las casas hoy sean un foco claro, preciso, muy concreto y absolutamente dirigido para que el dengue se instale en esos hogares que hoy están en una situación muy catastrófica", siguió el profesional de la salud.

Una vacuna contra el dengue evitó el 83% de las internaciones y el 62% de  los casos | 0221

En la Argentina, los casos de dengue del año 2020 representaron el tercer brote epidémico y el más importante que se haya presentado en el país. Iniciaron su tendencia ascendente desde la semana uno, con el pico entre las semana 11y 17. "Entre las SE 1 y 33 de 2020, se notificaron 91 114 casos sospechosos y 59 277 (el 65 %) positivos por laboratorio o criterio clínico-epidemiológico, con el 0,16 % de formas graves y una tasa de letalidad del 0,049 %, correspondiente a 25 defunciones", describió la Sociedad Argentina de Pediatría.

Las tasas más altas correspondieron a las regiones del Noroeste Argentino (NOA), con 345/100 000, seguido por el Noreste Argentino (NEA), con 248/100 000 habitantes, aunque el mayor número de casos se presentó en la zona central del país, con 19 000 casos, inicialmente, con antecedente de viaje al exterior, que pasó, al poco tiempo, a la adquisición por transmisión local y autóctona.

"Nadie hoy está hablando de dengue en la Argentina, nadie ve una campaña de descacharreo, que es lo que hay que hacer", cerró Kambourian.

loading next article