Forbes Argentina
-
Innovacion

Reino Unido aprobó la vacuna de Pfizer-BioNTech y se convierte en el primer país en hacerlo

Bastón de Siladitya Ray

Share

En un comunicado de prensa , el gobierno británico dijo que la aprobación se emitió después de aceptar la recomendación de la Agencia Reguladora de Medicamentos y Productos Sanitarios (MHRA), que encontró que la vacuna cumplía con sus "estrictos estándares de seguridad, calidad y eficacia".

02 Diciembre de 2020 09.05

Los reguladores británicos aprobaron la vacuna contra el COVID-19 desarrollada por la empresa estadounidense Pfizer y su socio alemán BioNTech para su uso en el Reino Unido. De esta forma, se convierte en el primer país del mundo en iniciar la vacunación de la población contra el coronavirus la próxima semana, según informó este miércoles el ministerio británico de Sanidad.

En un comunicado de prensa , el gobierno del Reino Unido dijo que la aprobación se emitió después de aceptar la recomendación de la Agencia Reguladora de Medicamentos y Productos Sanitarios (MHRA), que encontró que la vacuna cumplía con sus "estrictos estándares de seguridad, calidad y eficacia".

La vacuna estará disponible en todo el Reino Unido a partir de la próxima semana y, el sistema de salud pública del país, el Servicio Nacional de Salud (NHS), la administrará a las personas elegibles para la inoculación.

El secretario de Salud del Reino Unido, Matt Hancock, dijo a la BBC que el NHS se pondrá en contacto con las personas cuando les llegue su turno de recibir la vacuna. La cantidad total de dosis de la vacuna Pfizer-BioNTech que el Reino Unido acordó adquirir será de 40 millones, suficiente para inocular a 20 millones de personas, ya que requiere dos dosis.Gran Bretaña recibirá pronto 10 millones de dosis de la vacuna, y las primeras 800.000 dosis llegarán en los próximos días, agrega el informe de la BBC. La aprobación británica de la vacuna se da antes antes que EE. UU. y la Unión Europea, quienes ya recibieron presentaciones de Pfizer-BioNTech.

Por otro lado, las vacunas de COVID-19 en China y Rusia recibieron una aprobación limitada para su uso en esos países, sin la finalización de ensayos clave de fase 3 a gran escala.

La vacuna por dentro

La tecnología novedosa que está usando Pfizer se llama ARN mensajero, que básicamente es una proteína que realiza una copia de la secuencia genética del virus y, una vez inoculada en la célula humana, utiliza la maquinaria normal para producir muchas copias de esa proteína viral. Al no tener el virus, no produce infección y así estimular una respuesta inmune.

Es la primera vez que el un organismo regulador, en este caso el de Reino Unido, aprueba una vacuna de este tipo. La de Moderna, que también busca la aprobación final después de los ensayos de Fase 3, es otras de las que utiliza esta tecnología de ARNm.

El mes pasado, Pfizer-BioNTechanunciaba que su vacuna tenía una efectividad del 95% en la prevención del COVID-19, según los datos de su ensayo de Fase 3, que involucró a más de 43.000 personas. Las empresas dijeron que esperan producir 50 millones de dosis en 2020, suficiente para vacunar a 25 millones de personas, y hasta 1.300 millones de dosis para fines de 2021. 

A fines del mes pasado, Public Health England había presentado planes provisionales para cómo organizar la administración de la vacuna y ver qué poblaciones tendría prioridad. Primero se pondrá a disposición de los residentes y el personal de los hogares de ancianos, seguidos de los mayores de 80 años y los trabajadores de la salud de primera línea.

Qué pasará en la UE y EEUU

El martes, el regulador de medicamentos de la Unión Europea - la Agencia Europea de Medicamentos (EMA) - anunció que llevará a cabo su evaluación formal de Pfizer-BionTech el 29 de diciembre.

La decisión del Reino Unido de aprobar la vacuna Pfizer-BioNTech se produjo a pesar del hecho de que el Reino Unido todavía está técnicamente sujeto al proceso regulatorio de la EMA hasta el 31 de diciembre, cuando se completará la transición del Brexit.

Mientras tanto, la Administración de Drogas y Alimentos de los Estados Unidos está presionando para que apruebe la vacuna Pfizer, y la Casa Blanca habría interrogado al comisionado de la FDA, Stephen Hahn, esta semana sobre su progreso.

La nota en inglés acá.

loading next article