Polémicas y despedida adelantada: Mark Parker dejará su cargo en enero como CEO de Nike

4 de noviembre de 2019 - Forbes US

 



Mark Parker, el CEO de Nike, dejará su cargo tras más de una década al frente de la empresa de indumentaria deportiva más grande del mundo, de acuerdo a un comunicado publicado el martes.

Parker entró a Nike en 1979 y ascendió hasta llegar a CEO en 2006. Dejará el cargo el 13 de enero, pero seguirá supervisando el directorio como presidente ejecutivo.

Nike llamó a uno de los miembros de su directorio, John Donahoe, para suceder a Parker. Donahoe, de 59 años, actualmente es CEO de ServiceNow y estuvo varios años al frente de eBay. Es miembro del directorio de Nike desde 2014 y presidente del directorio de PayPal.

En un comunicado, Parker señaló la “experiencia” de Donahoe en el comercio digital y la tecnología y afirmó que es “la persona ideal para acelerar nuestra transformación digital”.

Aunque la empresa registró un crecimiento sólido de las ventas y subió el precio de sus acciones con Parker al timón, en estos últimos años Nike también se metió en varias polémicas. Este mes, se reveló que Parker estaba directamente vinculado con un escándalo por doping. Según la Agencia Antidoping de EE.UU., lo incluyeron en varios e-mails que detallaban las iniciativas de Alberto Salazar, un entrenador respaldado por Nike, para encontrar una droga para mejorar el rendimiento que no saltara en un test de dopoing.

En 2018, dos ex-empleadas demandaron a la empresa y describieron un ambiente laboral tóxico con muchos casos de acoso sexual y discriminación de género. Las ex-empleadas firmaron que Nike solía contratar a mujeres con salarios más bajos que los hombres y ascendía a menos mujeres que a sus colegas del otro sexo. También denunciaron que los casos de acoso sexual que se reportaban eran ignorados o mal manejados. Las acusaciones sacudieron a la empresa, llevaron a Parker a pedir disculpas y provocaron la renuncia de varios ejecutivos, entre ellos Trevor Edwards, que era presidente de la marca Nike y considerado por muchos como uno de los favoritos para suceder a Parker.

En el trimestre pasado, varias atletas y ex-atletas patrocinadas por Nike denunciaron que sufrieron penalizaciones financieras cuando quedaron embarazadas. En respuesta, la empresa modificó su política para que las atletas que patrocina no “sufran un impacto financiero negativo por estar embarazadas” durante 18 meses; bajo la política anterior, ese período era de 12 meses.

La renuncia de Parker llega el mismo día en que Kevin Plank, el multimillonario fundador y CEO de Under Armour, anunció que también dejaría el cargo máximo en enero.

Parker, que hizo atletismo cuando estudió en Penn State y entró a Nike como diseñador de calzado, fue llamado a dirigir la empresa por uno de los cofundadores de Nike, Phil Knight, en 2006. Desde entonces, los ingresos aumentaron más del doble, de US$ 15.000 millones a US$ 39.000 millones. Los inversores elevaron constantemente el precio de las acciones con los años y hoy la empresa tiene un valor de mercado de casi US$ 150.000 millones.

Las acciones de Nike subían 1% en las operaciones posteriores al cierre de los mercados el martes. Por su parte, las de ServiceNow caían 10%.

Por Lauren Debter

bookmark icon