Paralización total de la construcción y el real estate: zona de derrumbe

7 de abril de 2020 - Cecilia Valleboni

 



Después de dos años de caída, el coronavirus no podía ser menos oportuno para el rubro de la construcción. Desde 2018 se perdieron 90.000 empleos y enero ya había marcado 13,5% abajo respecto del año pasado.

Desarrollos en stand by

Aunque, como explica Iván Chomer, director ejecutivo del Grupo Chomer, los proyectos a largo plazo están acostumbrados a periodos de parate, esta suerte de “feriado mundial extendido” provoca nerviosismo en los inversores y estrés financiero. La principal incógnita es cuánto va a durar la cuarentena. El 38% de los m2 que tiene en construcción la desarrolladora CBRE están parados, informa Ana Gonzalez Ferrero, su directora de Project Management. “La coyuntura obliga a reacomodarse y realinear tiempos y objetivos pero no a paralizarse”, propone Federico Rosbaco, CEO de Rosbaco & Partners.

62% aumentó en febrero el Índice CAC, que mide los costos de la construcción en Argentina

Inmobiliarias en emergencia

“2019 fue el peor año de la historia”, dice Armando Pepe, presidente del Colegio Profesional Inmobiliario de la Ciudad de Buenos Aires. En enero, en la previa de la pandemia, se registraron unas 1.390 escrituras y es la peor marca para un mes de enero en los últimos 60 años. Sin embargo, los precios continúan altos, opina Matias Celasco Correa, de CBRE. La corrección que esperó el mercado en 2018 y 2019 nunca llegó del todo, mientras la rentabilidad está en su piso histórico: para un dos ambientes promedio, oscila el 2,42% anual. La crisis del coronavirus empeoró la situación: el congelamiento de los alquileres durante 180 días hará caer aún más ese margen.

Frente abierto

La decisión de Techint Ingeniería & Construcción (TEIC) de suspender 1.450 contratos por la paralización de obras introdujo un conflicto con el presidente, quien llamó “miserables” a los empresarios que habían decidido despedir empleados. Carlos Bacher, presidente de TEIC, explicó que “como los contratos son temporales”, los operarios acceden a un fondo de desempleo acordado con la UOCRA para casos especiales. “Para nosotros es importante volver a la normalidad, que los proyectos sigan y poder retomar a la gente”, dijo Bacher en declaraciones radiales mientras el Gobierno decretaba la suspensión de los despidos por 60 días. La obra pública será uno de los sectores por donde se empiece a desactivar la cuarentena.

2,42% es la rentabilidad promedio de un dos ambientes en la Ciudad de Buenos Aires

Un sector que no para

Para reforzar la atención sanitaria por los casos de Coronavirus, el Gobierno avanza en la construcción de hospitales modulares. En este sentido, Barbieri en conjunto con ConsulSteel, se encuentran desarrollando módulos hospitalarios con el sistema constructivo Steel Frame. El objetivo del proyecto es brindar nuevos espacios para el tratamiento y la recuperación de pacientes, cubriendo únicamente los costos necesarios de producción y con reducidos márgenes de ganancia, generando así una contribución a la sociedad.

Así, Barbieri abrirá sus plantas de fabricación locales con un equipo mínimo para producir los materiales necesarios para la construcción de los hospitales modulares. Además, tomarán las medidas de prevención necesarias a fin de cuidar y proteger a todos los empleados.

300 proyectos de obra pública están paralizados, según el ministro Gabriel Katopodis

Según datos de la empresa, este sistema constructivo permite ensamblar instalaciones sanitarias en tiempo récord, en un período estimado de 7 días de montaje y emplacado con terminaciones. “En este momento tan complejo que estamos viviendo, queremos auxiliar, desde nuestra experiencia en la construcción, con la emergencia sanitaria actual, brindando al sistema de salud y a los municipios la posibilidad de construir centros hospitalarios con la mayor eficiencia y rapidez posible”, explica Julio Barbieri, Director de la compañía.

bookmark icon