Efecto coronavirus: las bolsas de China cayeron más del 7% luego del receso por el Año Nuevo Chino

3 de febrero de 2020 - Forbes Digital

 



Las finanzas chinas estaban suspendidas desde el 24 de enero por los tradicionales festejos del Año Nuevo Lunar. Hoy registraron el pánico de los mercados por la epidemia que ya cuenta más de 300 víctimas fatales.

Las bolsas de China culminaron con el descenso diario más grande desde el verano del año 2015. Fue en el marco de la primera sesión luego de la interrupción de las vacaciones del Año Nuevo lunar y en el contexto de la alarma que generó la epidemia del coronavirus.

De esta manera, el índice compuesto de la bolsa de Shanghai cerró con una caída del 7,72% a 2.746,61 puntos. Por su parte, bolsa de Shenzhen, segunda plaza de China, terminó en contracción del 8,41% en 1.609,00 puntos. Ambas se encontraban cerradas desde el día 24 de enero, el día posterior al inicio de la cuarentena en Wuhan, donde está el epicentro de la epidemia.

Durante ese período, los índices bursátiles mundiales registraron importantes pérdidas en los últimos diez días debido a la epidemia en China. La bolsa de Hong Kong, por ejemplo, cerró en alza de 0,17%, luego de haber sufrido importantes pérdidas la semana pasada. «El pánico de los inversores se propagó rápidamente a todos los niveles y dominará el mercado a corto plazo», declaró Yang Delong, economista de First Seafront Fund.

Más de 2.600 acciones cayeron en el límite diario de 10%, según los datos financieros de Bloomberg. El yuan por su parte perdió 1,5% de su valor, perforando el límite clave de 7 dólares.

¿Cómo fue el impacto en los mercados mundiales?

Las acciones mundiales se hundían hoy hasta su mínimo en siete semanas, lastradas por un desplome de las bolsas en Asia en su primer día de operaciones tras un largo paréntesis, por temores a que la epidemia de coronavirus afecte a la demanda en China. En un intento por evitar el pánico, el gobierno chino puso en marcha medidas para respaldar a una economía afectada por las restricciones a los viajes y el cierre de negocios por el virus.

Pese al apoyo, las acciones chinas cayeron con fuerza, con un desplome del 7,8% del índice de papeles destacados, hasta su cota más reducida en cuatro meses y medio. El índice referencial perdió 420.000 millones de dólares de valor, mientras que el yuan abrió a su nivel más bajo del año, pasando el hito simbólico de 7 unidades por dólar.

El índice mundial de acciones de MSCI, que incluye valores de 47 países, cedía un 0,2%, tocando su cota más reducida desde el 16 de diciembre. No obstante, las bolsas europeas operaban con un leve alza en la apertura, ya que los inversores estaban aliviados por la culminación del Brexit, aunque los prolongados temores sobre el virus ensombrecían el entusiasmo.

El índice paneuropeo STOXX 600 mejoraba un 0,2% en sus primeras operaciones en Londres. Los papeles destacados británicos sumaban un 0,4%. Aunque las pérdidas en China eran grandes, en su mayoría eran producto de una presión de ventas que aumentó durante las festividades del Año Nuevo Lunar, y no un reflejo de renovados temores en los mercados.

 

bookmark icon