Esto también pasará

17 de marzo de 2020 - Alex Milberg

 



El cierre de esta edición, nuestra especie aún no se había extinguido. El coronavirus afectaba a 110.00 personas en 104 países y ya había matado a 3.646. En simultáneo, el desacuerdo de los miembros de la OPEP provocó el mayor desplome del petróleo en los últimos 20 años. El riesgo país en Argentina llegaba a 2.700, el más alto desde el 2005.

Todo esto sucedía mientras escribía este editorial y,  minutos más tarde, la revista entraba    a imprenta ya sin posibilidades de modificar o agregar nada a la versión impresa.

El reportaje con Eduardo Costantini fue una semana antes. Su visión sobre el nuevo gobierno oscila al ritmo de las medidas que se toman o se dejan de tomar. El 3 de enero, por ejemplo, lo entrevisté en su emprendimiento “Las Garzas”, en Uruguay. Alberto Fernández no llevaba siquiera un mes de gobierno. Sin embargo, Costantini se mostraba gratamente sorprendido: “Se percibe un cuidado por el gasto público y las cuentas fiscales mucho más responsable”, dijo. Por un instante, parecía abierto a la posibilidad que impulsa el albertismo de que el actual presidente se convierta en el peronista en el poder más moderado de la historia. Sin embargo, pasaron cosas. Un mes más tarde, Costantini es más escéptico. Su visión retrata al sector financiero, que cumple un rol vital en este contexto estrangulado por la crisis internacional y por la negociación de la deuda con el FMI y los bonistas privados. Aunque elogia a Guzmán, no oculta sus dudas frente a su falta de experiencia y poco roce con sus principales interlocutores globales. Describe como errores el default de la deuda en pesos y los vaivenes de Kicillof en la provincia. Y percibe con recelo las participaciones públicas de la Vicepresidente en temas ligados a la deuda.

Aun así, antes del colapso global del petróleo, Costantini imaginaba un escenario en el que  Argentina tendría un “65 % de chances de evitar el default”. En ese contexto, imagina inversiones que podrían rendir hasta un 30 % en dólares (ver detalles en la entrevista).

Sin embargo, el derrumbe del crudo puede generar consecuencias impensadas. El CEO de YPF, Daniel González, ya había advertido que, con un precio por barril por debajo de US$ 50, la exploración en  Vaca  Muerta  “no sería sustentable”. Mientras se escriben estas líneas, cotizaba en US$ 36 y JP Morgan advertía que de acrecentarse podría llegar hasta US$ 20. El panorama podría ser desolador. Desde nuestra página web, forbesargentina.com, seguiremos reproduciendo a diario la mirada de los principales expertos globales para analizar el desarrollo de esta crisis.

A partir del 1 de abril, también presentaremos el primero de los quince Forbes Summit previstos para 2020. La temática del debut no podría ser más oportuna: Money. La conferencia se realizará un día después del plazo previsto por el Gobierno para presentar la oferta de deuda. ¿Cuáles serán los escenarios locales en caso de default o de acuerdo? ¿Hasta dónde impactará en nuestra economía el combo coronavirus-petróleo? ¿Qué novedades acercarán las fintech, que pese a todos los obstáculos continúan su expansión, apostando a la innovación? Por supuesto que compartiremos con ustedes las respuestas de los speakers.

Por último, esta edición transcurre en el mes en que se celebró el Día Internacional de la Mujer e incluye un ranking global sobre las 50 más poderosas del mundo. En Argentina, presentaremos la cuarta edición del Forbes Summit Mujeres Power en junio, y lanzaremos una extensión de marca que ya circula con éxito en numerosas ediciones internacionales: Forbes Woman, para incentivar más inclusión y más igualdad de género y de oportunidades. Ante el pánico por el Apocalipsis, la mejor receta sigue siendo la esperanza.

bookmark icon