La vida en Zoom: ¿qué es lo importante?

18 de abril de 2020 - Alex Milberg

 



Nos pasa a todos. Momentos en los que la incertidumbre perfora las paredes del aislamiento. Con suerte la famosa curva se aplane y no suframos el desastre sanitario de Italia, España o Nueva York.

Lo que no podremos evitar es el absoluto derrumbe de la economía. Estamos en vísperas del que puede ser el período más crítico de nuestra historia. En el peor escenario, una combinación del 2001 con 1989. Con la diferencia de que esos procesos se consumaron durante años. En este caso, a los últimos dos del gobierno de Mauricio Macri habrá que sumar, solo en 2020, un cataclismo que el FMI pronostica en un 5,5% de caída del PBI. Como señaló Carlos Pagni en La Nación, la dicotomía entre salud y economía puede resultar falaz, y será crucial que el Gobierno contemple un plan de salida de la cuarentena y un auxilio financiero para revertir la crisis.

Pero ¿quién podrá prestar recursos a un país al borde del default? Si emitir es la única alternativa posible ahora, ¿cómo se aspirarán esos miles de millones de pesos en el corto plazo para evitar una hiperinflación? Al cierre de esta edición, el dólar CCL tocaba los 114 pesos. El presidente nunca tendrá tanta popularidad como en estas semanas mientras la pandemia continúe controlada. ¿Cómo lidiar con la recesión, el desempleo y la pobreza  que podrán alcanzar cifras récord? Casi no hay sector de la economía que no solicite recursos a un Estado que de por sí estaba en bancarrota antes del COVID-19. Si con la debacle de Macri cerraron 200.000 pymes, esta pandemia puede fulminar a las sobrevivientes. El proyecto de ley para aplicar un impuesto a las grandes fortunas pareciera tener más impacto político que económico. Resulta curioso incluso que se tome la lista de los más ricos que publica Forbes como referencia.

Tanto la edición de Estados Unidos como la local que se publicará en junio próximo están compuestas de estimaciones periodísticas basadas en cotizaciones públicas y de mercado. Salvo Mercado Libre, que se mantiene estable, las principales empresas del país perdieron al menos la mitad de su valor, o más, en el último año. Hace un mes, Eduardo Costantini aseguraba que eran precios de compra. La caída se agudizó en los últimos 30 días, aunque también hay oportunidades en el resto del mundo. Por ejemplo, Boeing llegó a caer un 70%, ahora está un 50% abajo y es presumible que, si no es el fin del mundo, algún día volvamos a volar.

Mientras tanto, cada pyme y empresa, cada escuela y cada familia se adaptan a estos tiempos. La mayoría nos vemos por Zoom, la app que pasó de 10 a 200 millones de usuarios en tres meses. La historia de su fundador es la gran nota de tapa de este número.

En Global Brands Media, la editorial que publica Forbes, también nos adaptamos.

  • Decidimos producir esta edición en digital con todo el contenido liberado para que todos puedan acceder de forma gratuita y acompañar así la
  • Triplicamos el contenido en forbesargentina.com, que duplicó su tráfico y que desde mayo tendrá nueva plataforma, con más contenidos y verticales dedicados a CEO, Emprendedores, Management, Mujeres Power, Best Employers y diversos sectores como Agrotech, Energy, Real Estate y Healthcare, entre otros.
  • Reagendamos los Forbes Summit: pueden ver sus nuevas fechas en la última página. Presentamos Forbes Live, desde Instagram y otras plataformas, con entrevistas a empresarios, directivos y
  • Nos sumamos a la campaña #Argentinanosnecesita con la contratapa de esta edición y difundiendo dicho programa en
  • Lanzamos un newsletter para que los lectores puedan contar con las mejores notas de la

Párrafo aparte para destacar la tapa de nuestros colegas de España: la portada en blanco, el logo de Forbes y una sola frase: “Esta revista es tu casa”. Porque una revista, en papel, digital o como sea, está acá, más que nunca, para acompañarte, para transitar juntos esta crisis y saber que, algún día, esto pasará.

bookmark icon