La gran apuesta a las convenciones

8 de noviembre de 2019 - Forbes Argentina

 


Salones que se adaptan tanto a congresos internacionales como a eventos reducidos, lo último en tecnología y la más alta calidad de servicios hacen que la cadena Marriott en Santiago de Chile sea la mejor elección para hacer turismo de negocios.

Escoltada por la majestuosa y visible cordillera de los Andes, Santiago de Chile combina progreso, arquitectura histórica, alta gastronomía y seguridad en las calles. Todos sus atributos hacen que la capi- tal chilena sea una de las sedes favoritas de la región para realizar congresos, eventos y reuniones. Y ahí es donde el turismo de negocios elige a la cadena Marriott. Tanto el Sheraton Santiago Hotel & Convention Center como el Santiago Marriott Hotel son líderes en el segmento MICE, sigla que significa Meetings (Encuentros), Incentives (Incentivos), Conferences (Conferencias) and Exhibitions (Ferias).

Para analizar las tendencias de este sector en crecimiento, Forbes conversó con las directoras de Ventas & Marketing de estos dos hoteles que concentran los mejores eventos de América Latina: María Begoña Iriondo, de Sheraton Santiago Hotel & Convention Center, y Carolina Tallar Pabst, de Santiago Marriott Hotel.

¿Qué características clave creen que debe reunir una directora de ventas de un hotel que recibe al turismo de convenciones?

Tallar Pabst: Es fundamental que pueda entender el mercado, a la competencia, las tendencias. Y también comprender muy bien cuál es la estrategia del hotel y traspasar esa información al equipo. Soy de compartir muchos datos con la gente con la que trabajo. Y en cuanto al liderazgo es clave la estrategia, el business plan y tener movilidad para adecuarse a las necesidades que van surgiendo.

Begoña Iriondo: Lo importante es conocer bien el mercado y las necesidades del cliente. También tener un buen liderazgo y formar bien a la gente, transmitiéndole la información de forma clara. Comunico cómo están los números, qué es lo que nos falta, hacia dónde vamos, cuál estrategia tengo como compañía y cuál como hotel, y cuál es el desafío que persigo yo, porque de eso va a depender lo que haga mi equipo. Con un equipo bien consolidado, con confianza y motivado, las cosas se dan de forma más fácil.

¿Cómo se comportó en el último tiempo el segmento MICE?

Tallar Pabst: Lo cierto es que América Latina es un mercado fluctuante y tenemos ciclos.

¿Cuáles son sus principales mercados?

Tallar Pabst: Gran parte de nuestra demanda viene de Estados Unidos, Brasil y Argentina.

¿De qué manera comercializa sus espacios para eventos la cadena Marriott en Santiago de Chile?

Tallar Pabst: A los hoteles Marriott nos vuelve muy competitivos contar con el GSO (Group Sales Optimizer), con el que cada año salimos a misiones de ventas en conjunto. Ayuda a que el cliente vea el abanico de diferentes hoteles y posibilidades que hay dentro de la compañía.

¿Qué experiencias ofrece el servicio de convenciones de Marriott?

Begoña Iriondo: Nos ofrecemos como el único resort urbano de la ciudad. Tenemos un parking grande, piscina y un espacio exterior que permite generar propuestas por fuera de un salón, como coaching al aire libre o actividades que requieran un espacio amplio.

¿Cuál es el perftl de los clientes del mercado MICE?

Begoña Iriondo: Generalmente son laboratorios, bancos, sociedades médicas que organizan congresos, empresas aseguradoras y compañías de retail.

¿Cómo aplica Marriott la tecnología en el turismo de negocios?

Begoña Iriondo: Trabajamos con equipamiento de primera. Los sistemas tecnológicos evolucionaron mucho, sobre todo la acreditación, que es muy rápida.

Tallar Pabst: La cadena maneja mucha tecnología dentro de los hoteles que se pueden utilizar en las reuniones. Tenemos una aplicación de Marriott desde la que se puede resolver de todo, por ejemplo si en una reunión se necesita café o que cambien el aire acondicionado, entre muchas otras cosas.

¿Cuáles son las estrategias de la cadena con respecto a la competencia?

Tallar Pabst: Existe mucha competencia, pero la verdad es que no hay hoteles con la cultura, los sistemas y los procesos de Marriott.

bookmark icon