Fabián Kon, de Banco Galicia: “Todavía no sabemos el tamaño del daño”

13 de abril de 2020 - Cecilia Valleboni

 



El número uno de Banco Galicia analiza el impacto que tendrá la cuarentena en el sistema financiero y explica cómo los bancos instrumentan el crédito a las pymes. 

Fueron días movidos para el sector bancario. Primero, tras el decreto del aislamiento social, preventivo y obligatorio, virtualizar el trabajo de las sucursales para responder a las demandas de los clientes. Después, la apertura del clearing y luego la fatídica apertura de las sucursales el viernes 3 de abril, con la imagen de las filas de jubilados. “Tenemos reuniones por teléfono o videollamada a cada hora. Todo va cambiando sobre la marcha y hay que tomar decisiones y comunicar mucho hacia adentro”, cuenta Fabián Kon, número uno de Banco Galicia.

“Nunca nos hubiéramos animado a esto de la virtualidad”, dice. Es que, que desde el inicio del aislamiento social, preventivo y obligatorio trabaja desde su casa para coordinar las acciones de la entidad y sus más de 5.000 empleados. Los préstamos –principalmente para el sector de pequeñas y medianas empresas– es uno de los pilares fundamentales.

¿Cómo están trabajando en las líneas de préstamos? 

Es sin duda una de las mayores preocupaciones: la continuidad del negocio y cómo colaborar en esta crisis. En lo que va de 2020, ya otorgamos unos $ 17.000 millones para financiar a pymes. Y, a partir de la situación actual, el Banco Galicia otorgó más de $ 8.600 millones adicionales para que las MiPyme puedan financiar capital de trabajo, pago de haberes, acuerdos y pago de cheque diferido. 

¿Con qué líneas están trabajando? 

Lanzamos tres líneas de financiación nuevas. La primera se diseñó con el objetivo de contribuir y acompañar a las empresas en el actual contexto de emergencia sanitaria: préstamos a 12 meses con una tasa al 18%, que financió a más de 500 MiPyme. La segunda línea de préstamos es a sola firma y tiene una tasa al 24% anual, a 12 meses. Y la tercera línea de financiación tiene una tasa al 24% con garantía FoGAr y brinda préstamos para el pago de sueldos a 12 meses con 3 meses de gracia de capital. 

¿Qué análisis hace del sector en este período y las medidas del BCRA? 

Bueno, hubo algunas descoordinaciones cuando volvieron a abrir los bancos. Sobretodo, en las entidades que tienen pago a jubilados y AUH. Fue un problema de comunicación y organización. Pero se normalizó. 

¿Qué impacto económico tendrá en la industria financiera? 

Todavía es muy difícil estimar números. Pero entre los efectos uno seguro será el incremento de la mora. O sea, la pérdida que tenés por la gente o empresas que no pagan su crédito. Estimo que este será un año un incremento alto de la mora de los bancos. 

¿Cuánto? 

No lo sabemos. Hay que ver cuándo la economía se abre. Un restaurante, que no puede facturar hasta septiembre, no va a poder pagar. La mora en los bancos va a ser en función de la duración del paro de la actividad. Y eso se mide por sector. Hay sectores como turismo, hotelería, líneas aéreas, teatros, espectáculos, que tienen una caída del 100%. Ahí habrá mucha mora. Es temprano para hacer estimaciones, pero va a haber un daño en el capital de los bancos. El tamaño del daño todavía no lo sabemos. 

¿Es una oportunidad para incentivar los medios electrónicos? 

Creo que es una oportunidad para digitalizar y para bancarizar. Es el momento donde debería haber un cambio. ¿Por qué hay jubilaciones y sueldos que permiten retirar el 100% de efectivo? Nosotros creemos que debe haber una regulación para que no se pueda retirar el 100% en efectivo. Debería incentivarse más el uso de la tarjeta de débito, para menos efectivo en la calle. Nosotros estamos lanzando productos totalmente digitales. Nos quedaban algunas transacciones que requerían ir a la sucursal y las estamos cambiando en estos días. Queremos ir a un concepto mucho más digital. Es el camino al que hay que apuntar. Esto lo que nos demuestra es que se puede trabajar así. Tenemos que llevar a la gente al mundo digital.

¿Y qué rol toman hacia la sociedad?  

Estamos haciendo un trabajo muy fuerte hacia la comunidad. Decidimos focalizar la ayuda en un programa de ayuda a hospitales y centros de salud, que ya lo tenìamos hace bastante tiempo y que ahora invertimos $ 40 millones. Lo que hacemos es equipamiento para médicos y enfermeros, camas de terapia intensiva y camas multiparamétricos. Además, con los puntos Quiero! Del banco, los clientes pueden donar puntos a la Cruz Roja y el banco pone otra parte igual.  

bookmark icon