Cómo combinar los viajes de negocios con placer

23 de febrero de 2020 - Forbes Argentina

 



Es tendencia aprovechar los traslados corporativos para hacer turismo. La estrategia de Courtyard Santiago by Marriott para atender este mercado.

Quién dijo que los viajes por trabajo pueden ser estresantes, agotadores o aburridos? Hoy la propuesta es disfrutar de esas estadías por reuniones o congresos. Esta tendencia global lleva el nombre de “bleisure”, que es la combinación entre ocio y negocio.

Quien apuesta a captar este mercado en crecimiento es Courtyard Santiago by Marriott, en Chile. En un punto neurálgico del business en la región, el hotel pone el foco en los bleisure trippers: huéspedes corporativos que ven los viajes como un motor no solo de desarrollo profesional sino también de personal. Víctor Parada, General Manager de Courtyard, examina esta travel trend en crecimiento.

¿Cuáles observa como razones del crecimiento del bleisure?

La conectividad, la posibilidad de trabajar en cualquier lado, hace todo más simple. Uno sale de paseo con su teléfono y puede sacar fotos y a la vez estar trabajando. También las reuniones, que antes tomaban mucho tiempo, ahora son más dinámicas y eso deja más tiempo libre.

¿Qué le exige a un hotel este estilo de turista?

Todo el personal de Courtyard esta súper entrenado sobre cuáles son los atractivos más importantes de la ciudad. Además, es clave la ubicación del hotel. La nuestra es muy privilegiada porque estamos en Las Condesas, muy cerca de todo. Si quieren ir a hacer shopping, a pasos está el Parque Arauco, que es el Centro Comercial más grande de Santiago. También a dos cuadras se encuentra el hermoso Parque Araucano, ideal para salir a pasear o correr. Todo ese tipo de cosas influyen en este tipo de viajero, porque les hace todo más cómodo. Además, para los huéspedes bleisure tenemos productos locales en nuestro restaurante The Bistro. Es algo muy demandado, porque cuando uno va a otro país la comida pasa a ser parte del viaje.

¿De qué manera estos huéspedes combinan ocio y negocios?

Un 70% lo ocupan en los negocios e invierten un 30% de su tiempo en explorar, descubrir, probar nuevas experiencias. Algunos aprovechan para extender su visita el fin de semana o se quedan una noche para disfrutar la tarde libre de su último día y la mañana del día siguiente.

¿Por qué Santiago de Chile se puede considerar un destino bleisure?

Hace diez años, cuando un huésped nos preguntaba qué hacer en Santiago, era difícil. Teníamos que decirle que fuera a Viña del Mar. Pero hoy dejó de ser una capital aburrida y se transformó en una ciudad muy dinámica y con muchas ofertas interesantes, desde paseos en teleféricos hasta centros comerciales, con el mall más grande de Sudamérica, y una agenda de actividades deportivas y culturales. Tiene también atractivos naturales cercanos: en 45 minutos estás en la nieve, y en una hora y cuarto en la playa. Ya no es un stopover, sino una ciudad que uno puede descubrir y disfrutar en tres días.

bookmark icon