Videojuegos argentinos: listos para fastforward

25 de Octubre de 2017 - Forbes Argentina

 


Emprendedores locales buscan conquistar el negocio de los videojuegos que lidera el sector de entretenimiento. Quiénes son y cuáles son los principales planes.

Hace pocos meses se cumplieron 50 años de Odyssey, la primera videoconsola de la historia. Durante ese medio siglo, la industria del videojuego no paró de crecer. De hecho, hoy es la líder global del sector entretenimiento.

Según el último estudio de la agencia especializada Newzoo, la generación de ingresos de este negocio se encuentra por encima de otros rubros con jugadores tan competitivos como son el cine, la música, la televisión o la literatura.

En 2017, según el estudio, los 2.200 millones de gamers en todo el mundo van a generar ingresos por US$ 108.000 millones, un aumento de US$ 7.800 millones con respecto a 2016.

Pero ¿de qué hablamos cuando hablamos de videojuegos?

Uno de los secretos del crecimiento de la industria es la diversificación: juegos de nicho para consolas, aptos para todo público en tablets, smartphones y hasta PC.

En la industria, el gran boom lo están teniendo los juegos mobile: casi la mitad del total de los ingresos (alrededor de US$ 46.000 millones) se producen en esta categoría. Por otro lado, es una industria de alto impacto en territorio asiático: el 47% de los consumidores de videojuegos es de la zona de Asia Pacífico.

Y, si tuviéramos que caracterizar el mercado argentino de videojuegos, sería un equipo en ascenso, que tiene tanto el talento como la logística para pelear en las grandes ligas:

Con menos de 20 años de historia profesional, en 2016 produjo ingresos por US$ 107 millones, un 29% más respecto del año anterior, lo que lo posicionó como el cuarto mercado de Latinoamérica.

Y se augura un futuro aún mejor: en los próximos cinco años, se estima que el mercado de videojuegos argentino será el de más rápido crecimiento en Latinoamérica, con un ritmo del 18,5%, alcanzando los US$ 251 millones en 2021.

Al frente de esta odisea que ya está en marcha (cualquier coincidencia con el nombre de la primera videoconsola es intencional), aparecen empresas locales como Widow Games (una de las 30 Promesas 2017 de FORBES Argentina), Ares Gaming Labs y NGD Studio.

Widow Games: Los clásicos, revisitados

En diciembre de 2011, Martín Spinetto renunció a Microsoft, donde era director de comunicaciones al consumidor, con la idea de emprender su propio proyecto. Quería que el emprendimiento combinara sus dos pasiones: la tecnología y la creatividad. Y la respuesta fueron los videojuegos.

“Widow Games nació en diciembre de 2013 con el objetivo de desarrollar videojuegos móviles, aprovechando la ubicuidad y la gratuidad de distribución del AppStore y Google Play, pero pronto quedó en claro que el verdadero desafío pasaba más por hacerse reconocido que por desarrollar el videojuego en sí mismo”, cuenta Spinetto.

La estrategia que encontró fue especializarse en desarrollar videojuegos basados en juegos de mesa clásicos. “Buscamos que tengan un alto reconocimiento en los mercados mercados locales, durante varias generaciones, y hasta cierta conexión emocional con los usuarios”, explica Spinetto.

Por eso, en el catálogo de productos desarrollados por Widow Games, uno encuentra clásicos: Carrera de Mente, Qué Ves?, TEG, Burako, Memotest.

Los tres primeros se convirtieron en las apps más descargadas de todo el AppStore en su lanzamiento, en el mercado local. En total, la empresa lleva acumuladas más de un millón de descargas de sus productos.

“También nos estamos expandiendo para Brasil y México, donde estamos desarrollando, mediante alianzas estratégicas con las empresas de juegos tradicionales, nuevas versiones digitales de los clásicos juegos de mesa de dichos países”, comenta Spinetto.

A principios de este año, Widow Games abrió sus operaciones en Brasil a través de un acuerdo exclusivo con Estrela, el mayor fabricante de juegos del mercado brasileño. Está previsto el lanzamiento de ocho juegos de tablero consagrados, como Jogo da Vida, Banco Imobiliário y QI, para usuarios de smartphones y tablets.

NGD Studio: Superproducciones argentinas

“NGD nació de la idea de crear el primer juego de rol masivamente multiplayer para el mercado regional. La empresa fue fundada en 2002 para hacer el primer juego de esas características en la región. Ese juego se conocería años después como Regnum Online”, cuentan Andrés Chilkowski y Martín Cao, respectivos cofundador y CEO de NGD Studio.

El multiplayer, que permite la participación simultánea de jugadores remotos, tiene la ventaja de permitir modelos de negocio por suscripción y freeplay. Regnum Online, lanzado en 2007, cuenta con más de un millón y medio de usuarios registrados y es uno de los videojuegos argentinos más exitosos de la historia.

Fue traducido a cinco idiomas, convirtiéndose en un éxito comercial (especialmente en Latinoamérica y Alemania) y, diez años más tarde, sigue activo bajo la marca Champions of Regnum.

En febrero de 2016, el equipo de NGD Studio volvió a hacer historia: luego de tres años de desarrollo, lanzó al mercado Master of Orion, el primer juego triple A hecho en el país.

En la jerga gamer, AAA es un juego con la máxima calidad y un presupuesto alto. Es el equivalente gamer de las grandes producciones de Hollywood.

La creación del Master of Orion incluyó un equipo multidisciplinario de 55 personas, entre diseñadores, programadores y artistas, y la participación de Mark Hamill y Robert Englund (que interpretó a Freddy Krueger en Pesadilla en lo profundo de la noche) haciendo las voces de los personajes. Además, el juego fue nominado en la categoría Mejor Juego de PC de 2016 en los Golden Joystick Awards, algo así como los premios Oscar de la industria.

“El hecho de estar en un país en el que todo cambia constantemente nos obligó a desarrollar una capacidad creativa y un instinto de supervivencia superiores, lo que, para una industria de alto riesgo y volatilidad, nos pone en un lugar ventajoso”, comentan Chilkowski y Cao.

Uno de los grandes logros de NGD Studio, según ellos, fue haber encontrado un segmento específico: gamers hardcore adultos. Es decir, gamers que tienen a los videojuegos como principal hobby, y que por eso pueden tener una o más consolas o computadoras con placas de video potentes.

Ares Gaming Labs: No todo es programar

Una de las empresas que trabajan en la vinculación entre el mundo académico y el profesional es Ares Gaming Labs. “Nuestro equipo está formado por docentes de distintas universidades: trabajamos con exalumnos y alumnos actuales. Estamos muy ligados con el ámbito académico”, cuenta Mara Ares, fundadora y CEO de la empresa.

Además del desarrollo de juegos, el equipo de Ares trabaja en asesoría. De hecho, en 2015 Mara publicó Videojuegos. Construye tu empresa en 10 pasos, un libro que sirve como guía para quienes quieren armar su propia compañía desarrolladora. El libro no está enfocado totalmente en la programación, sino en todo el abanico de herramientas necesarias para llevar a cabo un proyecto exitoso.

“Por el lado de los servicios, decidimos dar una vuelta de tuerca en nuestro modelo de negocios, que siempre es dinámico por naturaleza, y enfocarnos más a servicios de consultoría en gamification”, cuenta Mara. Ares Richmedia ofrece un servicio de consultoría en gaming y de gamification, definida como “la ludificación de actividades no lúdicas, que convierte aquello aburrido o rutinario en algo divertido”.

Además, están trabajando en una plataforma de capacitación online en gaming. Otra forma de participar en una industria con muchas aristas y mucho futuro.

Videojuegos: El desafío del talento

Según la última encuesta de la Fundación Argentina de Videojuegos (FUNDAV), el 76% de los trabajadores del sector se ubica en una franja etaria que va de los 16 a los 33 años.

Uno de los desafíos de una industria compuesta por gente tan joven es la formación: “La industria es tan chica que los estudios se roban gente unos a otros. Si un empresario les dice a las escuelas: ‘Los que vos preparás no sirven para nada’, ellos responden: ‘Vos te los llevás antes de que termine de formarlos’. Y tiene lógica. Estamos trabajando para ayudar a que los chicos salgan mejor formados”, sostiene Martina Santoro, la presidenta de la Asociación de Desarrolladores de Videojuegos Argentinos (ADVA).

En este sentido, la Asociación desarrolla varias actividades, tanto para acercar a los chicos a la industria como para capacitar gente o apoyar proyectos locales en su desembarco en el mercado extranjero.

“Una de las desventajas de ser una industria muy joven aún es que los recursos con experiencia son escasos. Además, veo muchas cosas que se podrían hacer para mejorar la relación con las instituciones que capacitan a nuestros próximos colaboradores. Si bien hay colaboración, veo como una asignatura pendiente mejorar mucho esta dinámica”, afirma Andrés Chilkowski, de NGD Studios.

Una de las formas de colaboración más comunes son los programas de becas, para que los jóvenes talentos se formen en diversas instituciones y su inserción laboral esté asegurada.

“Las instituciones formativas son clave en una industria que crece constantemente, que tiene demanda creciente y que cada vez encuentra más difícil cubrir todos los puestos de trabajo necesarios”, sostiene Martín Spinetto, de Widow Games.

Y agrega que en su caso de trabajan con la ONG Puerta 18, un espacio gratuito de formación para jóvenes de 13 a 24 años, donde se desarrollan proyectos de video, diseño, robótica y animación, entre otros.

 

Por Juan Sapia

bookmark icon