Verano 2018: En qué invertir con tasas en baja

18 de Enero de 2018 - Laura Ojeda

 


Apostar al dólar, al peso o al famoso “carry trade” parece ser el gran desafío del verano 2018. Los hombres del mercado aseguran que la capacidad de ganar este duelo estará asociado a la duración de la inversión.

Tras la apreciación del dólar en los últimos días de diciembre –en cerca del 10%– y los anuncios del equipo económico difiriendo la meta de inflación para este año al 15% del 10% promedio sostenido por el titular del BCRA, Federico Sturtzenegger, las tasas de Lebac comenzaron a bajar de la mano de la tasa de política monetaria que fija dicho organismo.

A partir de ahora entonces el debate del ahorrista local durante el verano 2018 es en qué instrumento invertir.

En su primera licitación de Lebac del año, el Banco Central bajó la tasa a 35 días, la más corta de la curva, a 27,24% desde el 28,75% que pagó en los llamados que se sucedieron entre mitad de noviembre el 16 de enero.

La reducción estuvo en línea con la tasa de política monetaria anunciada el 9 de enero, cuando la contrajo en 75 puntos básicos a 28% y con lo que el Central estuvo pagando en el mercado secundario de Lebac.

El escenario planteado por los operadores de cambio y los analistas de inversión estiman un nuevo piso para la divisa estadounidense en torno a los 19 pesos y una reducción de las tasas que puede quedar truncado en algún momento del año impacto de la suba de tarifas en la inflación.

“Mirado a lo largo del año, si un inversor se para el 1 de enero y transcurre todo el año, el peso le ganará al dólar y a los títulos en dólares”, aseguró Juan Manuel Pazos, Jefe de Estrategias de Puente.

El analista advirtió, sin embargo, que a diferencia del año pasado, a lo largo de 2018 pueden darse meses en donde la regla general no se cumpla, es decir donde el dólar le saque ventaja al peso. “Este año habrá mayor volatilidad y por lo tanto es un año más complicado para hacer carry trade”, indicó.

Las dudas que presenta el mercado tienen que ver con la posibilidad concreta de que el Central pueda alcanzar la baja de las tasas de política monetaria de forma sustentable con la rebaja que se busca alcanzar en la plaza de Lebacs. Que según Pazos, debería alcanzar un retroceso de 7 puntos porcentuales del 28% actual al 21% a fin de año.

“El primer trimestre la baja puede ser más segura, pero en el segundo trimestre existe la posibilidad de que el Central sea más cauteloso”, reconoció Pazos.

En la misma línea se posicionan los analistas de Delphos Investment: “El repricing del mercado respecto del nivel de laxitud monetaria del BCRA parece haber sido más rápido y significativo de lo esperado”, sostiene el último informe táctico de administración de activos. “Sin embargo mantenemos cautela en cuanto a su capacidad y disposición para transitar un camino más agresivo de baja de tasas”, advierte.

Las razones que enumeran para “cuestionar tal laxitud” son la superior persistencia de la inflación núcleo en diciembre; la dinámica de precios regulados en los primeros meses de 2018; la negativa estacionalidad de en la demanda de dinero y liquidez del sistema financiero luego de enero y la incertidumbre relativa a las paritarias.

“Creemos que los drivers podrían determinar un sendero más gradual de tasas en el primer semestre del año para recién convalidarse con una baja más importante en el segundo semestre”, plantean desde Delphos Investment.

Desde diciembre, los analistas de mercado de cambio fijaron el piso del dólar en 19 pesos con una meta promedio de 20,5 pesos para fin de año según la perspectiva de los economistas que participan del Relevamiento de Expectativas de Mercado que publica mensualmente el Banco Central. Sin embargo, en la trastienda algunos ya comienzan a advertir que la divisa podría finalizar el año en 21,5 pesos.


El impacto de la baja de las tasas en la economía real


“Argentina siempre es un buen negocio”


Bienvenida la economía de 2018


La empresa que multiplicó por siete su valor en solo cuatro años

 

bookmark icon