No importaba el dinero, importaban las vidas humanas

22 de Septiembre de 2017 - Cecilia Valleboni

 


Tatiana Karpova contó su historia en el marco del evento MujeresPower, donde recordó el accionar de la empresa en plena guerra: “No importaba el dinero”.

Si algún día pierdo mi trabajo me voy a dedicar a enseñar sobre management de crisis”, disparó Tatiana Karpova, CEO de Massalin Particulares cuando recordó momentos difíciles en su país natal, Ucrania, en el marco del evento Mujeres Power que organizó FORBES y Clarín.

Ingresó a la tabacalera en 2001 y, desde entonces, desarrolló su carrera corporativa en el área de Asuntos Corporativos en Ucrania, Rusia y Suiza.

Entre 2013 y 2015, se desató una fuerte revolución en el país surgido de la desintegración de la Unión Soviética por el descontento ante la negativa de las autoridades a la firma del Acuerdo de Asociación con la Unión Europea.

“El centro de Kiev -la capital del país- estaba revolucionado: había gente viviendo en carpas, fuego por todos lados y, lamentablemente, muchas víctimas fatales”, recuerda la ejecutiva ante la atenta mirada de las asistentes, en el auditorio Amigos del Museo de Bellas Artes.

Cuando el presidente dejó su cargo y Rusia ingresó sus fuerzas militares al país, tenían que tomar una decisión. El tiempo no sobraba. “Teníamos empleados en un fábrica y llamé a mi jefe y le dije: tenemos que evaluarlos”, rememora.

Y añade: “Fue management de crisis en acción: mudamos a todos los empleados y fue una experiencia de unirnos como equipo. No importaba el dinero, importaban las vidas humanas”, asegura.

Además de su historia más personal recuerda que cuando tomó posiciones de liderazgo y tuvo que empezar a viajar con mayor frecuencia en su casa se tomó una decisión: su marido se queda a cargo de los chicos. “Es una decisión poco aceptada, incluso por nuestros propios amigos”.

Recuerda incluso, en la presentación de balance de la compañía de ese año, hubo un trimestre que no tuvo un monto en dinero. “Tenía el número de la cantidad de gente que habíamos rescatado”, destaca.

Dice que la experiencia le enseñó mucho como profesional y como persona. “Lo importante es estar juntos y tener un plan A, B, C, D y E porque nunca se sabe lo que va a pasar”, enfatiza.


MujeresPower: la voz de las líderes

 

bookmark icon