10 razones por las cuales tu start up va a fallar

15 de Noviembre de 2016 - Forbes Argentina

 


FORBES consultó a inversores expertos acerca de las señales de “alerta roja” cuando escuchan propuestas y pitchs de emprendedores. ¿Cuáles son los indicios inequívocos de que una start up va a fallar… y que los lleva a no invertir en tu proyecto?

entrepreneur-696956_1920

  • Tu mercado es demasiado chico. Muchos emprendimientos apuntan a un nicho muy específico, mientras que los inversores buscan compañías que puedan escalar y generar ganancias exponenciales. Los fondos están buscando “el próximo Facebook”, “el próximo Uber”, no una pequeña idea que dará un pequeño negocio como resultado. Por eso, en tu pitch es fundamental que presentes claramente cuál es tu visión de la escala del proyecto.
  • Tu resumen ejecutivo es flojo. No puede representar más de 15 slides si es un PowerPoint, o unas pocas hojas si se trata de un documento PDF o de texto. Y tiene que incluir, sí o sí, los puntos altos del negocio bien a la vista. Ningún inversor lee un documento de 50 páginas con puro texto – porque no tiene tiempo ni paciencia para hacerlo.
  • No pensaste las respuestas a las preguntas que te hacen los inversores. Para un pitch, la clave es haberse preparado mucho y en profundidad, anticipando todo el “interrogatorio” posible. No se puede dejar nada al azar.
  • Tenés una gran idea, pero nada de tracción. Para que un inversor se interese, no basta con tener una buena idea. Lo esencial es demostrar el progreso de tu negocio y la tracción que ya lograste, ya sea número de las ventas, de descargas de app, de tráfico en la web, de repercusiones de prensa, o -en el mejor escenario- todas estas opciones juntas.
  • No lograste convocar a un gran equipo de management. Nadie va a esperar que tengas un dream team desde el día uno, pero sí es lógico que puedas demostrar la capacidad de la gente que elegiste para rodearte: talentosa, motivada, dedicada a su trabajo y con experiencia relevante de negocio son los checks que hay que cumplir. Para muchos inversores, el equipo detrás del emprendimiento es el factor de decisión final.
  • No investigaste el mercado. Toda idea de negocio, por original que parezca, tendrá a sus competidores. Decir que no existen solo te va a hacer quedar como un ingenuo frente a los inversores. En cambio, si dedicás unos minutos de tu speech a exponer las fortalezas y debilidades de tus rivales, ellos van a entender que tenés una excelente comprensión del mercado.
  • Tus proyecciones financieras son poco interesantes o poco realistas. Tanto posicionarse en un extremo como en el otro le muestran al inversor que te falta verdadero conocimiento de tu negocio. Que sos poco ambicioso… o demasiado fantasioso. Al inversor también le interesa saber por cuánto tiempo durará su dinero y qué progreso creés que podrá tener de su retorno durante ese tiempo. Además, si tu proyecto necesita de un gran número tan solo para empezar, será casi seguro un factor de enfriamiento del interés.
  • No lográs convencerlos de la necesidad de tu producto o servicio. Tenés que demostrar que es único. Para eso, te van a preguntar cosas como:
    ¿Por qué al usuario debería importarle tu producto/servicio?
    ¿Cuáles son sus principales hitos?
    ¿Qué atributos lo diferencian de la competencia?
    ¿Qué aprendiste de los prototipos anteriores a este?
    ¿Qué atributos planeás incorporar en el futuro cercano?
    ¿Cada cuánto creés que vas a actualizarlo?
  • No tenés idea de cómo atraer consumidores. No podés asumir que, solo porque vas a crear algo increíble, la gente va a comprarlo. Una estrategia de marketing y ventas, que sea coherente con la estrategia general del negocio y tenga en cuenta la proyección en el tiempo, es un obligado en cualquier pitch exitoso.
  • No tenés una buena presentación visual de tu producto o servicio. Para que una propuesta pueda ser 100% comprendida y comunicada, es muy útil tener un prototipo o un video instructivo que resuma tu negocio.
bookmark icon